Curiosidades

Los secretos de este país son dignos de conocer, sus detalles, sus aromas, sus colores. Y sus productos autóctonos, te mostramos algunos, los más bellos.


Cacao

La calidad en la cosecha y proceso de fermentación permiten que el cacao dominicano gane el reconocimiento internacional y hoy, por el aporte económico que hace a las familias y a las industrias exportadoras, se considera un producto de suma importancia a nivel nacional.

Piedra larimar

El Larimar fue descubierto hace menos de tres décadas, y su fama fue instantánea, por lo que fue determinada a ser una de esas gemas raras, que solamente se encuentra en un lugar en todo el mundo, esto quiere decir que el Larimar no sólo es encantador, sino que es extremadamente diferente.

Canela

Pero no por ser más asequible la canela ha dejado de ser un producto muy exclusivo. Todo lo contrario. Su precio sigue estando por encima del de otras especias. Las ramas de canela son el fruto de un proceso laborioso. El árbol de la canela, que pertenece a la familia de las Lauráceas, alcanza entre los 10 y los 15 metros de altura. Tiene ramas, hojas, flores y frutos, pero su bien más valioso es la corteza.

Guanábana

La guanábana es una fruta también conocida como guanabano, utilizada como fuente de fibras y vitaminas, siendo recomendado consumirla por personas que posean estreñimiento, diabetes y obesidad. algunos estudios demostraron que la guanábana puede ser utilizada como complemento en el tratamiento contra el cáncer, ya que posee una sustancia antioxidante capaz de destruir las células cancerígenas.

Grano de café

El café se comenzó a cultivar en República Dominicana en 1735, en Barahona y otras provincias del sur. A partir de esa fecha se extendió rápidamente a varias regiones del territorio nacional, constituyéndose en uno de los principales cultivos agrícolas del país. Su siembra se ha localizado en los cuatro macizos montañosos principales: Cordillera Central, donde se concentra el área sembrada.